Acceso biométrico: acceder a un hotel mediante reconocimiento facial

Un control de acceso biométrico es un sistema que nos permite registrar características físicas únicas de los seres humanos buscando como objetivo autorizar o constatar la entrada y salida de un lugar concreto.

Por ejemplo, es habitual utilizar un acceso biométrico para registrar la jornada laboral de un trabajador, para registrar mediante reconocimiento facial en hoteles a los clientes de los mismos, para poder acceder a recintos protegidos mediante un sistema de seguridad, etc.

Se puede decir que un control de acceso biométrico convierte un rasgo característico de nuestro cuerpo en una llave que nos identifica, nos registra y nos permite acceder a distintos lugares o servicios. Normalmente, ese rasgo característico puede ser una huella dactilar, un análisis ocular, o como viene siendo cada día más habitual, un reconocimiento facial completo.

Ventajas del reconocimiento facial

El reconocimiento facial es una tecnología que funciona muy bien en la mayoría de casos. Es mucho más cómoda que el uso de una huella dactilar o que el análisis ocular, ya que se puede realizar desde la distancia y de forma imperceptible.

Este tipo de reconocimiento puede realizarse mediante una imagen, vídeo o a través del enfoque de un rostro en tiempo real.

Sistemas como el FaceID de iPhone destacan una de las principales ventajas del reconocimiento facial: la comodidad. Al fin y al cabo, si un dispositivo puede vernos y reconocernos, es lo más parecido a dotar de inteligencia al terminal, que reconocerá a las personas tal y como nosotros lo hacemos.

La seguridad en el reconocimiento facial es otra ventaja, ya que es muy difícil emular un rostro falso en tiempo real, y además, a pesar de que existen mecanismos para hacerlo, la técnica cada vez se está mejorando más y resulta más difícil de manipular.

Reconocimiento facial en hostelería

En el acceso a hoteles mediante reconocimiento facial se unen las dos ventajas principales citadas anteriormente. La comodidad de los clientes de un hotel a la hora de entrar a su habitación sin tener que hacer ningún trámite, llevar ninguna llave ni tarjeta o hablar con ninguna persona, es algo que cada vez tiene más demanda.

La seguridad en los hoteles también es muy alta usando el reconocimiento facial. Cualquiera puede robar una llave o engañar al recepcionista con una excusa bien elaborada. El reconocimiento facial, sin embargo, es infalible a la hora de dejar acceder a las instalaciones a la persona correcta.

La privacidad, ya que el usuario del hotel no tiene que hablar con nadie, y el ahorro en personal, ya que el hotel ya no necesitará un recepcionista las 24 horas, son otras dos importantes ventajas que el reconocimiento de rostros aporta al sector hostelero.

Controversia

A pesar de que el reconocimiento facial tiene muchas ventajas, existen varios problemas y desventajas que hacen que pueda ser objeto de debate en la actualidad.

Pérdida de privacidad

Tras vivir continuos escándalos durante los últimos 10 años en cuanto a lo que conservar la privacidad se refiere, para muchas personas, el reconocimiento facial, viene a ser la guinda del pastel en cuanto al fin de la privacidad.

Si bien todos los usos actuales de la tecnología proclaman tener buenas intenciones, es cierto que también es posible dar un mal uso a esta tecnología, ya que, al fin y al cabo, los motivos para identificar a una persona pueden ser muy buenos o muy malos dependiendo de quién sea el ejecutor de esta tarea.

La principal preocupación de las personas es que gobiernos no democráticos puedan usar esta tecnología para perseguir a sus opositores, o incluso que empresas con fines de dudosa moralidad puedan hacer uso de esta tecnología en secreto sin ser amparadas por la legalidad.

Fotos de las redes sociales

La cantidad de imágenes de todos los usuarios en las redes sociales hacen que el potencial para identificar rostros y personas de éstas sea mucho más grande que el de cualquier base de datos gubernamental.

Existen aplicaciones como la sencilla búsqueda de imágenes inversa de Google que permiten a cualquier usuario encontrar a personas basándose en simples fotos. Esto puede ser un grave problema para, entre otros, testigos protegidos, personas acosadas o víctimas de violencia de género.

Otros servicios como FindFace han dado lugar en el pasado al acoso de familiares y amigos de actrices y celebridades, después de que fueron localizados sus perfiles en las redes sociales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

6 + 4 =